home /

Ley de Semillas: para Acosja, el proyecto oficial se modificará


Para uno de los principales referentes en soja en la Argentina, no hay dudas de que se avanzará hacia una ley consensuada sobre el uso de semillas en el país. Afirma que los productores están dispuestos a pagar un precio justo por la tecnología.

Para Rodolfo Rossi, presidente de la Asociación de la Cadena de la Soja Argentina (Acsoja), la discusión por la nueva ley de semillas tiene su mayor desacuerdo en cuanto al tiempo que debe extenderse la obligación.

En la jornada Punto Soja, que se realizó en la Sociedad Rural Villa María con la organización de la Bolsa de Cereales de Córdoba y Acsoja, Rossi habló acerca de cómo debe encaminarse el debate en el Congreso, donde se analizan distintos proyectos.

Aseguró que hay un consenso generalizado en puntos como el aumento del valor de la semilla fiscalizada y que el pago se haga en la semilla. 

Otros puntos de acuerdo son que el pago de regalías incluya al germoplasma y los eventos biotecnológicos, y en fijar una excepción para productores pequeños, enumeró.

En este caso opinó que no debe fijarse por ley, sino a través de resoluciones del Gobierno. Y cree que la referencia más “sensata” para definir la frontera entre grandes y chicos es el Registro Nacional de Agricultura Familiar (Renaf).

“Donde no hay acuerdo es en los años que el productor debe pagar”, advierte Rossi, en función de los proyectos presentados. Incluso aclara que Acsoja no tiene una posición definida.

“Sabemos que debería ser todo el período que dura la propiedad intelectual, pero puede ser un acuerdo entre el Gobierno, las empresas y los productores en reducirlo, algo que puede dar más fácil en el germoplasma, pero no tanto en los eventos”, ponderó.

Si bien entiende que es positivo que se esté debatiendo, no niega que la cadena sojera está preocupada. “Esperamos que al menos pueda darse antes de la campaña de trigo. Vemos con mucha preocupación la próxima cosecha de soja, porque la idea es que haya inversión y el productor pueda tener acceso a las nuevas tecnologías a un precio justo”, comentó. 

Sobre el proyecto que presentó el Ejecutivo, Rossi vaticinó que no prosperará como está, sino que necesariamente se harán modificaciones para buscar un consenso, y que el Gobierno ya empezó a reconocer algunos errores.

Afectaciones

La indefinición en sancionar una nueva ley genera una afectación concreta sobre el productor, dice Rossi. Este año se iba lanzar una tecnología nueva y se suspendió porque la empresa dueña del evento decidió no hacerlo. También dijo que hay lanzamientos que se iban a dar dentro de dos o tres años y se pusieron “en el freezer ”. 

Esto explica para Rossi que las empresas argentinas crecieran en los últimos años en tecnología expandiéndose a otros mercados como Brasil. “No puede ser que haya países limítrofes que tengan solucionado el problema, y nosotros, que nos llenamos la boca de competitividad, no contemos con esta herramienta”. 

Para el presidente de Acsoja, “los productores quieren pagar un precio razonable”.