home /

Paseyro: “Solicitamos una instancia de diálogo para debatir la Ley de Semillas”


En el marco de las reuniones del G20, en China, el presidente de ASA solicitó que se abra una instancia de diálogo entre todos los actores involucrados en el ámbito de la CONASE para discutir las cuestiones técnicas, antes de girarlo al Congreso donde se debatirán además las cuestiones políticas. 

“Desde la industria semillera estamos comprometidos a colaborar en el consenso para contar con un marco legal superador al actual, que promueva la inversión y desarrollo del sector”, aseguró Alfredo Paseyro, gerente general de la Asociación Semilleros Argentinos quien se encuentra en China acompañando la delegación presidencial que participará de las reuniones del G20. 

“Como actores fundamentales, reiteramos nuestro pedido de ser incluidos en la discusión y desarrollo de estos procesos”, solicitó Paseyro, quien manifestó su sorpresa ya que “el Ministerio de Agroindustria no compartió aún con la industria semillera el nuevo proyecto que enviaría al Congreso”. Ante la información que indica que se hará una presentación formal del mismo en la Comisión Nacional de Semillas (CONASE) la próxima semana, Paseyro solicitó “que no se trate de una mera presentación, sino que necesitamos que el proyecto sea presentado íntegramente en la CONASE y que se abra una instancia de diálogo entre todos los actores involucrados antes de girarlo al Congreso; así evitaríamos tener que discutir las cuestiones técnicas en el Congreso, donde será difícil separarlas de las políticas”. 

“Avanzar con una ley sin consensos, es retroceder en los avances que dimos esta campaña”, advirtió Paseyro, quien destacó los esfuerzos realizados durante esta campaña para llegar a un acuerdo entre la cadena de la soja y el gobierno; y señaló que “un proyecto de ley debe dar un marco regulatorio para los próximos 20 años y no ser una solución coyuntural”. Paseyro también analizó que “una ley de soja no es una ley de semillas que permita hacer crecer al resto de la industria semillera integrada por las hortícolas, legumbres, maní, y el resto de los cultivos que crecen en la Argentina”. 

Paseyro señaló además que “cualquier toma de decisiones en políticas públicas debe basarse en datos duros”. En este sentido lamentó que la industria no cuenta con información del INASE, ya que el organismo está en proceso de fortalecerse, pero “aún no se reconstituyó ni fortaleció”. “Necesitamos saber que información surgió del INASE para saber en base a que se toman determinados parámetros de la Ley. ¿Pudo el INASE determinar a través de la Res 187 cuanta semilla legal y cuanta ilegal hay en esta campaña, o quien cumple y quien no cumple? La industria no dispone de esta información”, lamentó. 

Para el presidente de ASA, existe una preocupación en la industria por el riesgo de que se impulsen iniciativas que puedan afectar los derechos constitucionales y violar los tratados internacionales. “Consideramos que un nuevo marco legal es fundamental para innovar, invertir, generar fuentes de trabajo y así contribuir a la consolidación agrícola del país. Lamentablemente lo trascendido hasta el momento no indica que el MINAGRO esté proponiendo un marco regulatorio que promueva estas acciones”.